lunes 02 de agosto de 2021 - Edición Nº971

Otros | 22 jun 2021

Softbol

Guillermo Spotorno: “El futuro del Baseball 5 en Argentina es prometedor”

El coach de la Confederación Mundial de Beisbol y Softbol, Guillermo Spotorno, habló con Rugido Sagrado sobre la actualidad de dichos deportes, la evolución del Baseball 5 en Argentina y los ofrecimientos para nuevos proyectos.


El Baseball 5 es una variante organizada del juego de pelota callejero que sigue los mismos principios fundamentales del beisbol y softbol, y se caracteriza por tener cinco jugadores en acción. Además, esta nueva modalidad, lanzada en 2017, tiene la particularidad de que puede ser practicada entre hombres, mujeres y mixtos, y en Argentina está comenzando a echar raíces.

 

Guillermo Spotorno, coordinador del Baseball 5 en Argentina, dialogó con Rugido Sagrado sobre la evolución de la modalidad: “Estamos por dar una clínica a nivel nacional en la que vamos a instruir a todos los profesores que quieran llevar la actividad a sus colegios. El futuro es prometedor. Hemos hecho muchas charlas introductorias, con muy buenas respuestas; les gusta lo que estamos proponiendo. Dentro de poco tiempo va a ser un ‘boom’”.

 

Especialmente apuntamos los cañones para los profesores de escuela. Lo hemos comprobado, hemos tenido experiencias muy buenas que lo han podido mostrar un poco y se han fascinado de la actividad; cada partido dura máximo 15 minutos. Vamos a seguir capacitando hasta que la actividad se pueda lanzar oficialmente en medio de la pandemia”, continuó el entrenador sobre esta nueva modalidad, que nace a partir del beisbol originario de Cuba.

 

 

El Baseball 5 se juega en cualquier superficie con una pelota de goma, con juegos a 5 entradas y con dos equipos en cancha de 5 jugadores cada uno, en los que dos de cada bando deben ser mujeres. En posición defensiva hay 1º Base, 2º Base, 3º Base Campocorto y Jardinero, la distancia entre bases es de 13 metros y se golpea la pelota usando la mano.

 

Guillermo Spotorno fue coach de la selección femenina de softbol entre 2005 y 2015 con la que cosechó diversos logros y reconocimientos. No obstante, los comienzos fueron más que difíciles, y los destaca en esta entrevista: “A la distancia veo todo lo que hice. Hace poco recordamos con el cuerpo técnico esos momentos, pero precisamente cómo empezamos el proceso. Se nos dio la posibilidad al poco tiempo de asumir de clasificar a un Panamericano de Rio de Janeiro. Literalmente empezamos con 5 pelotas, a entrenar en un lugar que no era cancha de softbol y con cero recursos económicos. Argentina nunca había clasificado para un Panamericano, y nosotros la llevamos ahí, con triunfos que quedaron en la historia frente a Cuba, Puerto Rico y Mexico, potencias del deporte; también habíamos dejado en el camino a Republica Dominicana. ¡Y después participamos de un Mundial! También ganamos la medalla de bronce en los Juegos ODESUR y la de plata sudamericana. Hicimos lo máximo que pudimos hacer, y eso nos llena de satisfacción. Obtuvimos resultados que con el tiempo son difíciles que se vuelvan a repetir”.

 

En el 2005, cuando los dirigentes me convocan y me ofrecen elaborar un proyecto para la selección femenina, les dije que íbamos a clasificar al Panamericano y, años más tarde, que íbamos a estar en el Mundial y entre los mejores 5 de América. De esos objetivos se me rieron, pero con el proceso les demostramos que los cumplimos”, manifestó el entrenador e instructor de la Confederación Mundial de Beisbol y Softbol frente a la desconfianza de su forma de trabajar en sus inicios. Y agregó: “Por si fuera poco, tuvimos un enorme reconocimiento por parte de las selecciones a las que derrotábamos o les hacíamos buenos partidos; el entrenador de Cuba, por ejemplo, no paró de hablar de nuestras jugadoras y cuerpo técnico, nos alagó en todo momento, y algo parecido pasó con el coach de Estados Unidos, a quien le hicimos un planteo estratégico diferente al que estaban acostumbrados”.

 

Guillermo Spotorno, para finalizar, contó la gran cantidad de ofrecimientos de ligas destacadas para contar con sus eximios servicios frente al deporte: “Me han llamado para entrenar selecciones nacionales y equipos de Colombia, Guatemala, España y Alemania, pero éste último sería lo más cercano para aceptar. La pandemia y la situación actual nacional hacen que se dilate la decisión. Me llena de satisfacción de que continúe dentro del mercado. El trabajo que tengo en Argentina es muy interesante, muy bueno, y estoy agradecido a la Confederación de Beisbol y Softbol. Sin dudas que el Baseball 5 va a ser la base del desarrollo de nuestro deporte”.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS